"El pasillo de la muerte" de Stephen King

"El pasillo de la muerte" o "La milla verde" de Stephen King
"El pasillo de la muerte" o "La milla
verde" de Stephen King

“El pasillo de la muerte”, 1997, Stephen King, 384 páginas, Ed. Círculo de Lectores

AUTOR

Si quieres saber algo más sobre el autor haz clic aquí.


SINOPSIS

Octubre de 1932 penitenciaría de Cold Mountain. Los condenados a muerte aguardan el momento de ser conducidos a la silla eléctrica. Los crímenes abominables que han cometido les convierten en carnaza de un sistema legal que se alimenta de un círculo de locura, muerte y venganza. Y en esa anestesia del infierno Stephen King traza una pavorosa radiografía del horror en estado puro.

CONCLUSIÓN

La historia se narra de manera realista y en primera persona por el personaje principal Paul Edgecomb. Éste, durante los años 90, y ya jubilado, escribe un libro acerca de lo que le pasó en 1932, año en el que dejó de ser el Jefe del Bloque E de la Prisión Estatal de Luisiana, también llamada “Cold Mountain”. En ese bloque en concreto residían los condenados a muerte. Sin embargo, no es un libro escrito por placer, sino más bien por necesidad, puesto que los acontecimientos que se describen no son tan realistas, y es por eso que el Sr. Edgecomb, en cierta manera, no es capaz de vivir tranquilo.

StephenKing nos deja fascinados con pequeñas incógnitas, esta vez en forma de un personaje llamado John Coffey (“like the drink, only not spelled the same”). De primeras, es descrito como alguien sacado de otro mundo, pero uno nunca se imaginaría hasta qué punto está cerca de lo inexplicable. Ha sido condenado a muerte por el secuestro, violación y asesinato de dos niñas gemelas, y se distancia mucho de cualquier otro recluso, algo que el lector irá comprobando poco a poco. Por todo ello, la historia no deja de tener muchos tintes fantasiosos y alucinantes, producidos por lo desconocido, como en la mayoría de las historias de King.

De todas maneras, aun siendo una obra que pretende narrar hechos fantásticos, estoy seguro de que el autor quiere reflexionar sobre la pena de muerte y sobre su verdadera utilidad a la hora de acabar con el “Mal” en los humanos, o más bien, con los humanos malos. Por ello, nos presentará prisioneros como Eduard Delacroix o “Will Bill” Wharton, con personalidades muy distintas, y que hacen que el lector se emocione con ellos, para bien o para mal. Y lo mismo hace con funcionarios de prisión y cuidadores de residencia. Todos los que hayamos visto la película o leído el libro recordaremos a Percy Wetmore, ser freído por Old Sparky, la silla eléctrica de la penitenciaría, por su crueldad e indecencia moral. Por eso el libro no deja de ser, además de una novela, una crítica hacia la pena de muerte.

Un muy buen libro, de los que dejan huella y dan pena terminar. La historia engancha, y está contada midiendo muy bien los tiempos, describiendo los sentimientos, las sensaciones y las situaciones con detenimiento, pero sin llegar a hacerse pesada en ningún momento. Resulta imposible no empatizar con Paul Edgecombe o no sorprenderse con John Coffey. Destaco también el sarcasmo y la socarronería de las afirmaciones que el protagonista hace sobre la vejez. Recomendaría el libro a cualquiera que quiera leer una historia que sobrecoge y emociona a partes iguales.

Una novela que atrapa desde el principio, a pesar de su propia sencilla. Muy recomendable aunque no sean aficionados a leer a este escritor.

Imperdible, una joya de King. Cambian algunas cosas de la película, obviamente el libro me ha gustado más. King sabe cómo crear a los personajes de manera tal que te identificas con ellos, los quieres, los odias.

Comentarios

Entradas populares de este blog

"Testimonios del último día" de Rubén Chapela

"Latidos de guerra" de Cristian Serrano Galdón