"El amor armado" de José María Mendiluce

"El amor armado" de José María  Mendiluce
"El amor armado"
de José María
Mendiluce

“El amor armado”, Jose María Mendiluce, 320 páginas, Ed. Planeta, 1999

AUTOR


Si quieres saber más sobre el autor, haz clic aquí.

SINOPSIS


El amor armado es la primera y espectacular incursión de su autor en el mundo literario. Viajero comprometido, nos revela, a través de historias y reflexiones de un profundo humanismo y escritas con la ternura y la dureza de quien ama a sus semejantes, como se vive y se muere en medio de la guerra.

En este intenso paseo por Angola, Centroamérica y la ex Yugoslavia. Mendiluce pasa, casi sin avisar, del humor a la tragedia, provocando en el lector emociones y sentimientos contradictorios que siempre se resuelven con un grito a favor de los más débiles.

Su presencia es, en muchos casos, la del testigo sensible capaz de transmitir sus emociones con una honestidad casi de confidencia. Escrito de tú a tú, en una prosa elaborada pero de fácil lectura, logra establecer una admirable complicidad con el lector, al que a veces fustiga sin piedad, como a una amistad que decepciona.

Ni autobiografia, ni ensayo, ni novela, este libro es un recorrido por los sentimientos humanos en mitad de los conflictos, narrados desde una perspectiva realmente nueva y que hace aflorar ángulos y aspectos poco conocidos y, sobre todo, olvidados por las habituales crónicas de guerra o de viaje.

Apasionante des de el principio, el libro gana en intensidad y dramatismo en cada página, deparando sorpresas constantes y haciéndonos contener la respiración hasta sus reflexiones finales.

Descrito por el autor como <<un aperitivo fuerte>>, queda esa sensacion de apetito que sólo dejan las buenas narraciones cuando, con tristeza, pasa uno la última página.

CONCLUSIÓN


Contradictorio.

Creo que nunca llega a nuestras manos un libro por casualidad, yo en este momento de mi vida buscaba algo así. Me refiero a la actitud crítica y sincera del escritor ante los sucesos que describe y que ha vivido de primera mano. Cuando terminé el libro sentí envidia sana de JoséM.ª pensando en lo bien que debió sentirse cuando lo terminó de escribir.

Mendilucepredica la tolerancia, pero en este libro hay escasa o nula tolerancia hacia unos seres humanos que se llaman serbios. Los serbios son humanos, y entre ellos hay gente maravillosa. Pero en este libro, cada vez que aparece un serbio es como excusa para hablar de horrores, atrocidades, y para caricaturizar a todo el pueblo serbio como una horda de fanáticos. Eso es injusto y no encaja para nada con valores como la tolerancia. Ya que habla de los mismos fascistas, que se acuerde de lo que hicieron los fascistas croatas y bosnios en la II Guerra Mundial.

Comentarios

Entradas populares de este blog

"Testimonios del último día" de Rubén Chapela

"Latidos de guerra" de Cristian Serrano Galdón